Pronovias
Pronovias

Tal como la oferta en vestidos de novia es más rica en verano, también lo es en los catálogos de vestidos de fiesta. Pero no solo en telas y cortes, sino también en colores. ¿Tienes una boda y no sabes qué usar? Si hasta ahora solo tienes claro que llevarás un peinado recogido, aquí te orientamos con respecto a los tonos que más se repetirán en las bodas de verano. Chequea estas opciones y conviértete en la invitada perfecta.

1. Naranja

Carla Ruiz
Carla Ruiz

Si de colores alegres se trata, el naranja aparece entre los favoritos y más demandados. Justamente, un color que será tendencia este verano y que podrás llevar en vestidos para el día y para la noche; en matrimonios informales y elegantes; en telas opacas o satinadas. Si quieres acertar con tu vestuario, elije un diseño naranja monocromático. Te robarás toda la atención, aun cuando te inclines por un vestido sencillo.

2. Amarillo

Eloquii
Eloquii

Al pensar en verano, quizás el primer color que se viene a la mente sea el amarillo. Y es que al ser llamativo, luminoso y vibrante, se asocia de inmediato con la calidez del sol. Ya sea pálido o más intenso, incluso cercano al mostaza, sin duda, acertarás con este color. Un tono que, por lo demás, combina estupendamente con las pieles bronceadas propias de la temporada estival.

3. Fucsia

Fara Fiesta
Fara Fiesta

El fucsia es otro color de tendencia que irradia feminidad, sensualidad, dulzura y elegancia. Eso sí, al ser una tonalidad más fuerte, es ideal para asistir a una postura de anillos de oro que sea en la tarde-noche. Combina muy bien, por ejemplo, con elementos plateados, siendo una opción acertada también para damas de honor que no quieren pasar inadvertidas.

4. Neo menta

Pronovias
Pronovias

Una de las novedades en la paleta cromática del 2020 será el neo menta, un estilo de verde aguamarina, suave y refrescante, que de paso aporta juventud. Los vestidos con telas drapeadas en este color son especialmente hermosos. Inclínate por un vestido de fiesta corto en neo menta para un matrimonio veraniego en la playa o en un jardín.

5. Nude

Fara Fiesta
Fara Fiesta

Aunque se identifica como un color atemporal, lo cierto es que se acopla muy bien a la temporada estival. Versátil y sofisticado, encontrarás el nude en un amplio catálogo de diseños, desde vestidos de fiesta largos, para un matrimonio en la noche; hasta modelos midi en un tono más informal. Por otra parte, si buscas algo ligero para los días de calor, un slip dress o vestido lencero de seda en nude será una alternativa infalible. Sencillo, pero sin perder un ápice de elegancia.

6. Azul

St. Patrick
St. Patrick

Los vestidos de fiesta azules también destacarán entre los más demandados por las invitadas a bodas de verano, especialmente en azul rey. Corresponde a un color que irradia prestancia, a la que vez que luce muy moderno y con estilo. Para un look de noche, por ejemplo, elige un diseño de silueta sirena, mientras que para el día privilegia un modelo más holgado.

7. Lima

Eleni Elias
Eleni Elias

Finalmente, el lima es otro color alegre, revitalizante e, incluso, fluorescente, que podrás lucir con total comodidad en matrimonios veraniegos. Un tono cítrico que de por sí entrega mucha información, así que conviene escogerlo en diseños de líneas simples. Ahora, si prefieres algo menos estridente, también podrás hallar vestidos de fiesta en lima pastel.

Ya sea una postura de anillos de matrimonio en el campo, en un salón o frente al mar, el verano permite jugar mucho más con el look y atreverse con tonos vibrantes. Por lo tanto, si estás invitada a una boda y quieres impactar, revisa los catálogos de vestidos de fiesta 2020 y sorpréndete con la amplia gama de colores.