Jonathan López

Se acerca la temporada de bodas y son muchos los detalles que tendrán que preparar si han decidido formalizar su relación. Desde rastrear las útlimas tendencias en decoración para matrimonio hasta elegir los anillos de matrimonio para dar el "sí", lo que puede dar más de un dolor de cabeza si no logran ponerse de acuerdo. Pero tranquilos, que en el mercado encontrarán una diversidad de precios, estilos, formas y colores de alianzas. Sin embargo, si quieren irse a la segura con una joya clásica, elegante y de calidad, el oro sin duda será la mejor opción; y la novia puede estar tranquila de lucir su vestido de novia, que se verá resplandeciente si lleva un anillo así en la mano.

Sus propiedades

El oro es tan blando y ligero que se debe mezclar con otro metal para reforzarlo lo suficiente como para poder hacer una joya. Diez quilates contienen aproximadamente 37.5% de oro; 14 quilates, 58.5% de oro; y 18 quilates cotienen un 75% de oro.

El oro en estado puro es de 24 quilates, pero resulta demasiado frágil y blando para ser tratado en joyería. Por otro lado, las propiedades químicas del oro resisten permanentemente al óxido y las manchas, lo que provoca que este metal sea el elegido por los joyeros y clientes más exigentes.

La disposición de los electrones del oro son los responsables del brillante color amarillo que no cambia, ni se decolora, ni se oxida. Los anillos de oro blanco, en tanto, se consiguen con un chapado con rodio y platino o plata para lograr ese tono más claro.

Cuando se dice que la pieza es de oro sólido o macizo, se está indicando que está hecha con oro de cualquier quilate, pero que no es hueca. Por otro lado, si se señala que la joya está enchapada en oro, significa que la pieza está recubierta en oro sobre una base metálica.

El enchapado en oro se gastará en la medida en que se le da uso a la pieza, dependiendo del grosor y de la calidad del enchapado.

De hecho, el oro no cambia su apariencia con el paso del tiempo, lo que lo convierte en el metal por excelencia para alianzas de boda. Aunque la novia luzca un vestido de novia sencillo, se verá resplandeciente si lleva uno en su mano.

Los precios

Magdalena Mualim Joyera

Si al cotizar vestidos de novia 2017 se han encontrado con precios muy variados, lo mismo les ocurrirá llegado el momento de buscar sus alianzas. Por ejemplo, el clásico par de argollas de oro amarillo 18K, 4mm y 12 gramos, lo encontrarán a un valor referencial de $490.000; mientras que unas de oro blanco paladio, 3mm y 12 gramos les costarán sobre los $650.000.

Sin embargo, si lo que buscan son argollas de matrimonio baratas, hallarán buenas ofertas si rastrean en Internet o en tiendas especializadas puntuales de fabricantes. De todas maneras, lo que les conviene es que sea una joya enchapada en oro. Por ejemplo, un set de anillos en acero enchapado en oro de 18 quilates tiene un valor de $45.000.

Y si aún les faltan razones para convencerse por el oro, pueden inclinarse por unas dulces e innovadoras argollas en oro rosado, que están muy en boga en estos días. Se trata de una mezcla compuesta por un 75% de oro puro, un 20% de cobre -que le da su color característico-, y un 5% de plata. El resultado es una aleación densa, tierna y dúctil, además de inoxidable ante el contacto con el agua o el aire. El valor del oro rosado, en tanto, es el mismo que el oro amarillo, siempre y cuando disponga de los mismos quilates y el mismo peso.

Una vez elegidas las argollas, pueden pensar en cómo transportarlas en la ceremonia. Algunas ideas sencillas y que luego pueden servir como adornos de matrimonio para la recepción son las cajitas de madera; estas pueden llevar inscritas sus iniciales o la fecha del matrimonio, o bien ir pintadas en un color pastel como el verde agua o el rosa pálido. Si son más tradicionales, pueden optar por encintados de matrimonio, y llevar las alianzas en un pequeño cojín. Aunque si les gusta innovar, pueden hacer un lindo y delicado bordado para que los pequeños pajes lleven los anillos. 

Por último, si quieren darle un toque personal a sus anillos, busquen frases de amor y elijan la que más les guste para grabar junto con la fecha o iniciales. Debe ser un texto corto, pero significativo y lo mismo pueden hacer con sus anillos de compromiso  si la idea es recordar el romanticismo de su boda. ¡Será un detalle muy romántico!