El encaje es una de las telas con las que más se asocia a los vestidos de novia, pues por su delicadeza y elegancia es utilizada para la confección de la mayoría de estos, ya sea en su totalidad o en parte del diseño. Al ser una tela muy empleada por los diseñadores, también muchas de las invitadas los usan en sus vestidos de fiesta, aunque lo cierto es que no ocupa tanto protagonismo como en las novias. Anteriormente, cuando se hablaba de confección de vestidos con encaje se pensaba en vestidos muy sensuales, impensable para novias más clásicas, menos en vestidos de novia sencillos; sin embargo, esa premisa ha quedado en el olvido al demostrar su capacidad de adaptarse a cualquier estilo de novia. Si eres una enamorada del encaje, entonces no te pierdas esta completa galería hecha especialmente para ti.

¿Qué quieres mostrar?

El encaje es una tela muy generosa, ya que queda bien en todo tipo de cuerpos, dependiendo de cómo se confeccione y disponga sobre el vestido. También es ideal para disimular algunas imperfecciones, solo debes saber sacarle provecho. Por ejemplo, si no quieres mostrar completamente tus brazos, el encaje es la manera ideal para cubrirlos, sin dejar de mostrar un poco de piel. Lo mismo con los escotes en el pecho y espalda: puedes cubrirlos de encajes, creando la sensación de tener un escote profundo, pero solo mostrando la piel necesaria, haciéndote sentir más cómoda.

Apto para toda estación del año

Esta tela es apta para confeccionar tanto vestidos de invierno como de verano o media estación. Si eres una novia de invierno, un vestido de encaje con mangas largas y ajustadas es una alternativa muy elegante, además de práctica. En este caso, el punto fuerte y el estilo lo estarán dictando tus brazos, que lucirán más largos y delicados cubiertos de encaje hasta las muñecas.

Las novias de verano pueden lucir un vestido de encaje con tirantes spaghetti, la mezcla perfecta entre lo simple, sensual y elegante. Pero claro, en este caso la idea es que el vestido sea completamente cubierto de encaje, desde sus delgados tirantes hasta su ruedo. En caso de ser un matrimonio en la playa, los vestidos de novia hippie chic son la mejor opción, acompañados por un elegante anillo de oro blanco, para darle un toque muy distinguido a tu look nupcial. En este caso, puede ir tanto en el pecho, el faldón o mejor aún, en todo el vestido.

Diferentes estilos de vestidos

Los vestidos de novia corte sirena lucen maravillosos completos de encaje, mientras que los vestidos de novia estilo princesa pueden llevar el encaje en un delicado escote en la espalda. Ambas opciones son perfectas para cualquier estación del año, pero más apropiada para matrimonios de noche. Otro estilo de vestido que queda increíble con el encaje es el vintage, ya que le da ese toque chic, femenino, elegante y, por su puesto, muy antique. Este tipo de vestido es apto tanto para el día como la noche, dependiendo de los accesorios con que se acompañe.

Es, además, una tela ideal para vestidos de novia para el civil al ofrecer un look más relajado al estilismo, al igual que para vestidos de novia cortos porque se adapta al movimiento del vestido, independiente del largo o el corte. Sin embargo, como existe una amplia variedad de estilos, es muy importante que cotices entre los distintos precios de vestidos de novia, de este modo no te llevarás ninguna sorpresa ni te escaparás de tu presupuesto nupcial. 

Complementos

Al encaje se le pueden incorporar lindas aplicaciones, dependiendo del gusto de cada novia. Por ejemplo, para novias de noche y que quieran brillar, incrustaciones de cristales o simples brillos harán del encaje la tela más elegante y sutil. Asimismo, para novias que desean algo más simple, aplicaciones de flores sobre el encaje, ya sean blancas o en tonos nude, o lindas perlas son perfectas para agregarle glamur y prestancia al vestido, sobre todo si son vestidos de novia chinos, que se caracterizan por pequeños detalles de encaje en el acabado de la falda o en las mangas. Recuerda que el pelo es un gran complemento: apuesta por trenzas lindas para dar un toque ultra femenino a tu look.

Los vestidos de encaje, además de nunca fallar, crean diseños únicos; por eso y por muchos motivos más los seguiremos viendo en los vestidos de novia 2020, ya que todas las mujeres nos sentimos seducidas por esta tela. Simplemente, un tejido ideal para el día de tu matrimonio y que lucirá más aún si sabes combinarlo con un peinado de novia capaz de realzar su dulzura y encanto.