Andrea Schwarz
Andrea Schwarz

Organizar un matrimonio los enfrentará a tomar decisiones a cada instante; desde ponerse de acuerdo en todo lo que respecta a decoración para matrimonio y que ambos queden conformes y felices con cada decisión, hasta la elección de la torta de matrimonio, que con tantas opciones cuesta elegir el diseño perfecto. Sin embargo, hay un tema que es fundamental que lo tomen con calma porque no solo será parte de un momento muy especial de su enlace, sino que los acompañará para toda la vida: sus anillos de matrimonio, símbolo de su amor y compromiso.

La oferta

Josefa Correa Joyería
Josefa Correa Joyería

El mercado nupcial tiene un sinnúmero de alianzas para que los novios elijan, con valores que se inclinan hacia ambos extremos, dependiendo del o los materiales con que se haya confeccionado el anillo. Sin embargo, también se fijan en otros factores como el color, la textura y la durabilidad.

¿Están considerando la plata? ¿Es el metal que más les llama la atención? Entonces, lo primero que deben saber como punto a favor para la plata, es que las alianzas de este material son ideales para parejas que no quieren o no pueden desembolsar una cifra tan alta. De hecho, encontrarán en plata argollas de matrimonio baratas con calidad garantizada.

Y además de ser económicas, no requieren de ningún tipo de mantenimiento, lo cual las convierte en una opción muy práctica para esta ocasión.

Sus propiedades

Josefa Correa Joyería

Las alianzas nupciales representan la unión entre dos personas y, básicamente, son el único accesorio del matrimonio que los acompañará por el resto de sus vidas. No ocurre lo mismo, por ejemplo, con el vestidos de novia estilo princesa, que solo debe quedar perfecto el día de la boda y que, además, por todos sus detalles, es imposible volver a usar. O si los encintados de matrimonio se estropean con el tiempo, tampoco es un gran problema, porque si bien son un lindo recuerdo, no son indispensables para la vida de casados. Los anillos, en cambio, sí deben durar muchos años y de allí la importancia de elegir los correctos.

La plata, al igual que el oro y el cobre, tiene un índice de 2 a 3.5 en la escala de dureza Mohs, lo que significa que es suficientemente blanda y maleable para hacer joyas. Además, la plata bien trabajada y artesanalmente templada no solo tiene la misma calidad que el oro en cuanto a metales preciosos, sino que además, representa una elección original, un tanto atrevida y con un gran nivel de elegancia. Además, no tendrán problemas si quieren inscribir alguna frase bonita de amor en ellas, porque el material lo permite y no se daña.

Innovadora

Atelier Altagracia

La catalogamos como una opción original, porque la mayoría de los novios se inclina por los tradicionales anillos de oro, a veces sin siquiera consultar otras opciones.

Por eso es que muchas parejas, así como marcan la diferencia con novedosos adornos de matrimonio, también pueden hacerlo al escoger sus argollas. Y es que gracias a la maleabilidad de este metal, los joyeros fabrican diseños innovadores realmente hermosos y para todos los gustos. Ello, sin contar la infinidad de alianzas mixtas que encontrarás, ya sea plata y oro amarillo, plata y oro rosado, plata y acero o plata y cobre, entre otras opciones que permite este abanico.

Por otro lado, te será mucho más fácil combinar tu alianza plateada con las joyas que decidas llevar durante el gran día (considerando que no podrás llenarte de oro) y, en el peor de los casos de que se extraviara alguna, te será mucho más fácil y económico reemplazarla.

Otro punto más a favor para las alianzas de plata es que en lo que respecta al día a día, se pueden cargar con mayor tranquilidad en la calle sin miedo a los asaltos.

Sobriamente bella, sin duda que la plata es la favorita de muchas parejas. Y si aún no se deciden, quizás les interese saber que se le relaciona con el poder de la luna y, por lo tanto, con propiedades que calman y refrescan. 

Por último, les recomendamos revisar frases de amor para que se animes a grabarle alguna especial a su sortija de boda y, por qué no, también a los anillos de compromiso de su postura de argolla. Lo importante es que sea una frase que los identifique y los impregne de amor.