Siempre es un buen momento para adoptar hábitos saludables y, más aún, si están en camino a intercambiar sus anillos de matrimonio. Y es que entre ir a las pruebas del traje de novio y del vestido de novia, y después a recoger los encintados de matrimonio, seguro que se saltaron el desayuno y terminaron agotados ya que no hacen deporte. Bueno, de ustedes depende cambiar a un estilo de vida sano, que es sinónimo de buena salud, tranquilidad y felicidad plena. ¡Apunten estos consejos y empiecen hoy mismo!

Hacerlo a consciencia

Que no sea simplemente por lucir más delgados cuando estrenen el traje de novio o el vestido de novia 2021, sino porque realmente quieren adoptar hábitos saludables. Y que este cambio progresivo, porque no será de un día para otro, puedan sostenerlo en el tiempo. Necesitarán constancia, dedicación, disciplina y organización, pero sin duda que el esfuerzo les traerá solo beneficios. Una buena manera de comenzar es escribiendo metas con fechas de cumplimiento, ya sean a corto, mediano y largo plazo. Así tendrán el foco puesto en lo que desean trabajar.

Practicar deporte

Si hasta ahora llevan una vida sedentaria, busquen algún deporte que les motive y comiencen a practicarlo cuando antes. Desde natación hasta andar en bicicleta, son tantas las opciones que resulta imposible que ninguno les llame la atención. O, si el problema derechamente es la falta de tiempo, establezcan una rutina de ejercicios para hacer en su propia casa. Por ejemplo, series de abdominales, zancadas y flexiones, combinadas con saltar la cuerda o hacer spinning. En Youtube encontrarán muchas rutinas. Aunque deben comenzar de forma gradual, el ideal es realizar actividad física todos los días, de treinta minutos a una hora.

Alimentarse bien

Hay tips infalibles que tendrán que integrar en su día a día en el camino hacia una vida más saludable. Entre ellos, aumentar el consumo de frutas, verduras, cereales enteros, frutos secos, lácteos bajos en grasa, legumbres, pescado y carnes blancas, cocinando preferentemente al vapor y aderezando con aceite de oliva extra virgen. Además, se recomienda respetar las cuatro o cinco comidas diarias (desayuno, snack de media mañana, almuerzo, merienda/once y cena), moderando las porciones, pero sin saltarse ninguna. Así mantendrán activo el metabolismo todo el día.

Y al contrario, deberán disminuir la ingesta de grasas, frituras, embutidos, sal, azúcares, edulcorantes y bebidas gaseosas. Armen una nueva lista para el supermercado y privilegien aquellos productos naturales y menos procesados. Con verduras, por ejemplo, encontrarán un sinfín de recetas para preparar, ya que el objetivo es que disfruten también de este proceso. De hecho, tampoco se trata de irse al extremo y que decidan no tener torta de matrimonio. Ninguna obsesión es saludable.

Beber agua

Parece simple, pero muchas personas no tienen la costumbre de tomar agua. Para ellos, lo que se recomienda es que vayan a todos lados con su botella recargable y, poco a poco, irán aumentado su dosis. Lo ideal es ingerir dos litros de agua diarios, los cuales no solo serán óptimos para una correcta hidratación, sino también para eliminar toxinas, potenciar la digestión, regular la temperatura corporal y mejorar el sistema inmunológico, entre otras bondades. Eso sí, también es saludable tomar jugos de frutas naturales, así como infusiones de hierbas para depurar el organismo.

Dormir lo suficiente

Si quieren llegar radiantes a su intercambio de anillos de oro, dormir bien es otro hábito saludable que tendrán que adoptar. No importa qué tanto trabajo o qué tan concentrados estén viendo el celular, oblíguense a dormir entre seis y ocho horas, que es lo recomendable para un adulto. Y para dormir bien, se recomienda dejar de mirar pantallas por lo menos media hora antes de ir a dormir. Además de tener más energía para enfrentar el día a día, dormir bien protege el corazón, mejora la memoria, ayuda a mantener un peso adecuado y combate la depresión, entre otros beneficios.

Erradicar hábitos perjudiciales

Aunque a algunos les costará más que a otros, es fundamental eliminar aquellos hábitos que no hacen otra cosa que dañar la salud. El consumo de cigarro, el exceso de alcohol, el abuso de medicamentos, el sedentarismo, el estrés, la sobrecarga de trabajo o el comer por ansiedad, son todas costumbres que no les aportan en nada.

Para combatir el estrés y la ansiedad, por ejemplo, consideren la opción de practicar Yoga o empezar a meditar. Y es que estas disciplinas, en las que se trabaja la mente, los ayudarán a relajarse y a reaccionar de mejor forma ante cualquier adversidad. Asimismo, bajan la tensión arterial, combaten el insomnio y potencian el sistema inmune.

Dejar tiempo para el ocio

Finalmente, mejorar la calidad de vida también pasa por los espacios para el relajo y la entretención. Sobre todo en un mundo que avanza a un ritmo frenético, es clave mantener vivos los afectos, no abandonar las propias aficiones y divertirse de forma saludable. Por ejemplo, pongan pausa a la búsqueda de adornos de matrimonio y souvenirs, y por un fin de semana desconéctense de todas sus responsabilidades y obligaciones. Incluidas las que tengan que ver con la boda.

Pueden disfrutar de tardes de películas, irse de trekking o, si prefieren, organizar alguna reunión con amigos. Se recargarán de energía, mejorarán su estado de ánimo y verán que estos espacios son más importantes de lo que parecen.

Si el anillo de compromiso los unió mucho más como pareja, empezar este proceso juntos también los fortalecerá. Así se podrán apoyar, adaptarán sus menús, saldrán en pareja a trotar y no faltarán esas frases bonitas de amor que los alienten cuando más las necesiten.