Una pareja debe estar unida en todo momento, ahora que son marido y mujer las finanzas del hogar es un tema que les compete a los dos y que deben enfrentarlo de forma madura para poder planificarse. Muchas parejas evitan estos temas y luego se ven enfrentados a gastos que no tenían contemplados y por lo tanto tampoco cubiertos.

Es importante tener en cuenta esto, no solo para el principio de la relación, sino para toda la vida, ya que si tienen un plan financiero bien establecido podrán hacer frente a cualquier imprevisto. Hoy te damos algunos tips para que puedan tener esta conversación y que sea provechosa.

  • Pónganse de acuerdo, con día y hora, para hablar de sus finanzas.  Creen un plan de sus finanzas, conversen sus posibilidades y cómo procederán con los gastos, identifiquen quién se hará cargo más activamente de este tema y fijen una cita una vez al mes para ponerse al día de cómo va todo. Solo así podrán hacer frente a cualquier emergencia. Recuerden siempre tomar las decisiones en conjunto.
  • No se oculten información importante. Al ser una pareja deben apoyarse, si sucede algo, por ejemplo. que han gastado más de la cuenta, no realizaron un pago importante o no han hecho una buena inversión. Nuestra recomendación es comentarlo con la pareja, no dejen pasar este tipo de conversaciones, porque mientras antes hagan algo al respecto, antes podrán tender una solución.
 
 
  • Comuníquense y estén unidos. Si sucede algo imprevisto como perder el empleo, alguna enfermedad o la necesidad de estudiar manténganse unidos, juntos será más fácil reestructurar el presupuesto, restringir gastos y redefinir los planes. Comunicándose con amor y tranquilidad podrán llegar a una solución en conjunto.
  • Definan y redefinan metas.  Las personas siempre nos hacemos planes, pero que en el camino no siempre terminan siendo los mismos, estos se van modificando y organizando dependiendo de las circunstancias, les sugerimos definir sus planes y evaluar cada cierto tiempo si estos siguen siendo los mismos, si han cambiado de parecer y cómo se sienten frente a las situaciones importante de la vida: Hijos, hogar, trabajo, carrera, etc.
  • Tengan claro el presupuesto. Es importante que conversen sobre el presupuesto, que sean ordenados y se apeguen a él, pueden tener un archivo en que vayan poniendo los gastos, esto les permitirá no pasarse y mantenerse informados sin que sea incómodo plantear estos temas. Cuándo haya un imprevisto tendrán que redefinir el presupuesto.